10 consejos para hacer un diseño web bien concebido

En menudo jardin me meto poniéndome a dar consejos sobre como hacer webs. Yo soy el primero al que le queda mucho por aprender, pero la verdad es que a base de hacer webs y más webs, y reunirte con clientes, y leer artículos y libros, y hacer cursos de usabildiad y diseño, y más y más cosas acabas teniendo unas pautas sobre como hacer un diseño web bien concebido, bien orientado para lo que el cliente quiere. Como en todo, cada uno tiene su método, pero creo que el 90% de los que lean esto estarán de acuerdo en que estos 10 consejos para hacer un diseño web son prácticamente universales. Espero que os sean útiles:

  1. Antes de diseñar nada de nada, reúnete con el cliente si es posible. Es fundamental saber de primera mano que es lo que el cliente quiere, y si no lo tiene claro, ayúdale. La pregunta clave es ¿para qué quieres una web?. La web no va a ser igual si el objetivo es vender productos, vender servicios, hacer branding o dar información. Pero lo más importante es saber lo que quiere el cliente con exactitud. A veces no es posible reunirse con el cliente, pero en ese caso es necesario disponer de un briefing (¿qué es un briefing?) o de unas indicaciones vía email o como sea pero sobre todo claras y concisas. Cuantos más intermediarios haya, más dificil te va a ser hacer un diseño web acertado. Me permito un apunte: muchas veces hay clientes que directamente no saben lo que quieren, así que si después de hacerle 2 o 3 propuestas no lo ve claro o sigue sin saber lo que quiere, no trabajes para él hasta que lo tenga claro, porque si no ni el cliente ni tú vais a tener una relación fácil.
  2. Haz una maqueta de la web que vas a hacer en papel, en plan dibujo esquemático. Esto parece una chorrada, pero te servirá, y mucho, para aclarar ideas y hacer un planteamiento de como vas a hacer la web.
  3. Crea una maqueta gráfica de la web en Photoshop o similares. Simplemente diseña todos los elementos, tal y como se verían en un navegador. Es una maqueta del resultado final, que no funciona pero que es al 100% un reflejo del aspecto gráfico que tendrá la web. Esta maqueta puede ser tu principal arma… a favor o en contra.
  4. Con tu maqueta gráfica, reúnete con el cliente para conocer sus impresiones y su opinión. Se supone que has trabajado con material que el cliente te ha facilitado y siguiendo sus indicaciones, por lo que lo que hayas diseñado debería estar próximo a su idea de como quiere su web, aunque también depende de tu habilidad como diseñador web. El principal trabajo es plasmar la idea del cliente en la maqueta. Imprime la maqueta y coméntala con el cliente.
  5. Fundamental: si crees que el cliente está equivocado en sus planteamientos o que no son los más adecuados para su web, házselo saber, pero siempre de una manera objetiva y muy argumentada. No puedes decirle a un cliente que su idea de como hacer una web es erronea porque sí, pero si que puedes explicarle porque le conviene hacerla de otra manera, aportando datos, ejemplos y estrategias web que le pueden beneficiar. No pretendas convencerle con un “porque si”, pero si le das argumentos y explicas tus razones, además deun mero diseñador te habrás involucrado mucho más en el trabajo y el cliente lo agradecerá.
  6. Ten en cuenta los navegadores que se utilizan y las resoluciones más comunes, y adapta tu diseño a ello. Hoy en día, por ejemplo, no tiene sentido diseñar para una resolución de 800×600 o sin haber probado el sitio web como mínimo en Internet Explorer 6, 7 y 8 además de Firefox, como mínimo.
  7. Hoy en día, debes tener en cuenta el posicionamiento web al plantear un diseño, ya que es muy típica la pregunta tipo “Y cuando la web esté lista, ¿cuanto tiempo tardará en estar en Google?, ¿de eso te encargas tú, no?”. Todo el mundo quiere estar en Google, y para estar en el buscador con garantías, el sitio web que diseñemos debe cumplir unos mínimos, algo que Google se encarga de explicarnos en su guía SEO para principiantes. Otra cosa es que ignoremos el tema de los buscadores porque estamos haciendo un sitio web enteramente en flash porque así nos lo han pedido. Pero si quieres un sitio web apto para buscadores y con posibilidades de aparecer en ellos, olvídate de frames o marcos, flash indiscriminado y uso excesivo de imágenes.
  8. Prepárate para ser receptivo a las críticas. El diseño es algo muy subjetivo y todo el mundo tiene una opinión sobre el sitio web que estés diseñando. Esto es así, y hay que aceptarlo. Un alto porcentaje de los clientes llevan un diseñador web en su interior. Siempre hay que escuchar las opiniones, siempre. Pero si realmente estás convencido de que lo que te proponen es una majadería, defiende tu postura con argumentos que hagan entender al cliente que estás haciendo un trabajo para él, pero para que triunfe y sea un éxito. Un ejemplo sencillo, las combinaciones de colores. Es clásico que un cliente nos pida algo que hemos hecho en un color, en otro que se da de patadas. La mejor manera de que entienda que eso no va a funcionar es enseñarle sitios web muy populares que respetan una líneas claras en cuanto a colores. Aunque a veces, toca tragar.
  9. Plantea tu diseño pensando en lo que el cliente quiere, no en lo que quieres tú. A veces, a la hora de plantear un diseño web, los diseñadores pensamos en lucirnos con el último javascript que hemos visto o utilizar tal disposición de elementos o en trabajar mucho las imágenes de la web. Antes de hacer todas estas cosas piensa si es lo que verdaderamente quiere tu cliente. Tú tienes tu estilo, OK, pero debes adaptarlo a lo que el cliente quiere, y no debe ser el cliente el que se adapte a tu estilo. Para eso tenemos nuestros proyectos personales, para gustarnos a nosotros mismos, pero aquí hablamos de trabajo.
  10. Si es posible, enseña tu diseño a un grupo pequeño pero variado de personas. Esta práctica no gusta a muchos diseñadores, pero es una forma de probar un diseño simulando un entorno más o menos real. Varias personas, de diferente perfil, van a ver tu web y van a opinar sobre ella. Escucha sus opiniones. Algunas no tendrán sentido, objetivamente, pero seguro que alguien, generlamente quien menos pienses, te dará alguna pauta o apunte interesante que podrás aplicar y enriquecerá el diseño. Y si desde luego consigues que un grupo variado de personas esté satisfecho con un diseño web es que has conseguido el sueño de cualquier diseñador: que tu diseño guste a todos.

Ahora que he puesto estos 10 consejos para hacer un buen diseño web la verdad es que se me ocurren unos cuantos más, como la importancia del contenido, o del tamaño de las fuentes o el uso de CSS, etc… pero bueno, creo por el momento es más que suficiente, por lo menos para empezar. ¿Estais de acuerdo con estos 10 consejos para hacer un buen diseño web?

Comentar

*Campos obligatorios

No te pierdas

Foto de la sesión de trabajo con Rusticae
19 abril, 2015
Rediseñando Rusticae, capítulo I: hablando se entiende la gente
Desde hace unos meses, en Flat 101 trabajamos con Rusticae, elegido por el ministerio de Industria como mejor sitio web de turismo y viajes en 2014, en la mejora de...
No Image
25 mayo, 2014
UX Spain 2014 en Granada. Resumen, crónica y vivencias granadinas
Por tercera edición consecutiva se celebraba, en esta ocasión en Granada, el UX Spain, el encuentro de profesionales de experiencia de usuario. Y por tercera vez, para allá que me...
No Image
1 julio, 2013
Diseño web: del concepto al resultado. Creatividad, honestidad y belleza al servicio de los objetivos de negocio de un site
Los pasados días 21 y 22 de junio (viernes y sábado) se celebro el primer congreso SEonthebeach en La Manga del Mar Menor. Entre otras muchas particularidades, este congreso se...

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar